26 sep 2019

La demanda mundial de acero seguirá creciendo en 2020 aunque a un ritmo más moderado

 
  • España exporta su producción a 157 países y la industria del acero facturó en torno a 14.000 millones de euros el año pasado
 
  • Cada año, se reciclan alrededor de 11 millones de toneladas de acero para aprovechar el 80% de los residuos y subproductos que se generan en el proceso de producción
   
  • El consumo aparente de acero de China sigue concentrando la demanda mundial de este producto y en 2018 se situó en el 48,8% del total consumido en todo el mundo
 
  • Turquía es el mayor exportador a la Unión Europea y el que más incrementó sus ventas en 2018
  Madrid, 27 de septiembre de 2019.- La producción mundial de acero se incrementó un 4,6% el año pasado respecto al ejercicio anterior, hasta alcanzar un volumen de 1.808,6 millones de toneladas, según el último Informe sectorial de la economía española 2019 elaborado por la Unidad de Riesgos de CESCE. En cuanto a las previsiones para el cierre de 2019 y para 2020, se prevé que la demanda mundial de acero siga creciendo pero a un ritmo mucho más moderado y acorde con la desaceleración global de la economía. Los incrementos de la producción para los siguientes años no superarán el 1,5%. En el caso de España, la producción de acero bruto se redujo ligeramente en 2018 (-0,8%) y se situó en 14,3 millones de toneladas respecto a los 14,4 millones de toneladas fabricadas en el ejercicio anterior. España exporta su producción de acero a 157 países. En el mercado exterior, las exportaciones en volumen se redujeron en un 3,4% respecto a 2017, alcanzando los 8,5 millones de toneladas, mientras que en valor la cifra se situó en 7.996 millones de euros lo que supone apenas un 0,6% más que en el ejercicio precedente. En 2018 la dinámica exportadora se redujo, debido a que en cinco de los diez principales países donde se vende la producción española se registraron caídas importantes, principalmente en Portugal (31%) e Italia (35,8%). La industria siderúrgica española es la base de la cadena de valor metal-metálica, donde el acero es un componente fundamental para automóviles, maquinaria e infraestructuras. Con el objetivo de dar respuesta a los retos de una sociedad más compleja y exigente, en el último siglo han surgido más de 3.000 nuevos tipos de acero, que destacan por sus características de alta resistencia utilizados en motores y aerogeneradores o los aceros de material quirúrgico de alta precisión. Actualmente, el acero es un producto que destaca por su economía verde, ya que se reciclan alrededor de 11 millones de toneladas cada año para poder aprovechar el 80% de los residuos y subproductos que se generan en el proceso de producción. La industria del acero en España cuenta con alrededor de 72 fábricas dedicadas a la producción (22) y transformación de acero (50) y, en 2018, la industria ha logrado una facturación en torno a los 14.000 millones de euros.   La mitad del acero del mundo se va a China En cuanto a los países productores, China continúa consumiendo cerca de la mitad del acero del mundo aunque ha visto desacelerarse su economía levemente, mientras que el Gobierno continúa alejando al país del crecimiento ligado a la inversión y lo guía hacia una expansión impulsada por el consumo. En términos de demanda, el consumo aparente de acero de China continúa concentrando la demanda mundial de este producto, que en 2018 se sitúa en el 48,8% del total consumido en el mundo. China incrementó su producción un 6,6%, hasta los 928,3 millones de toneladas y su participación en la producción aumentó del 49,2% al 51,3% en 2018. A pesar de los aranceles establecidos por Estados Unidos, y las medidas antidumping fijadas por la Unión Europea, China ha reorientado su producción al mercado doméstico, lo que justifica su incremento. Hay que recordar, además, que las empresas chinas productoras de acero se sostienen con ayudas públicas y que reciben beneficios fiscales por las exportaciones. India se sitúa después de China, con una producción de 106,5 millones de toneladas (+5%), y ha reemplazado a Japón como el segundo mayor productor mundial de acero. India ha visto su oportunidad en la actual situación de guerra comercial mundial. El acero indio no está penalizado por los aranceles americanos y, además, en su proceso productivo cuenta con una gran masa laboral que genera costos muy por debajo del promedio mundial. La desaceleración de las principales economías mundiales, las guerras e incertidumbres en las políticas comerciales y los altos costes de producción se suman a los problemas, ya tradicionales, que sufre la industria del acero. Hay que recordar que el sector aún mantiene un problema de sobrecapacidad instalada que, unido al descenso de la demanda, influirá tanto en los niveles de producción como en los precios en los próximos años. Durante los primeros tres meses de 2019, los principales países de origen de las importaciones de acero en el mercado de la Unión Europea fueron Turquía, Rusia, Corea del Sur, China y Ucrania. Estos cinco países representaron el 67% del total de las importaciones de acero acabado en la Unión Europea. Turquía mantuvo su posición como el mayor exportador de productos de acero terminados a la Unión Europea y registró el mayor aumento interanual de los diez principales países de origen de las importaciones de acero de la Unión. Las importaciones de Rusia, Ucrania y Bielorrusia también registraron una tendencia al alza durante el primer trimestre de 2019. Un sector con 40 millones de empleos en todo el mundo Según el informe de CESCE, hay que destacar la importancia de la industria del acero a nivel mundial ya que, por cada dólar de valor producido en el sector, se generan 2,5 dólares de actividad en otros sectores relacionados con la compra de materias primas, de bienes, de energía y de servicios. Además, por cada dos empleos del sector siderúrgico se crean 13 empleos más en toda su cadena de suministro, lo que suma un total de 40 millones de empleos en todo el mundo. La industria del acero en Europa emplea a 330.000 trabajadores en 22 Estados miembros, pero, si tenemos en cuenta a todos los países que integran la Unión Europa, el número de empleados directos e indirectos está cercano a los 2,5 millones de personas.

El mercado del acero en el mundo                                                                                                              Demanda mundial de acero

                      
Compártelo:

Publicidad

Twitter

Contenido más visitado

Más populares

CESCE entra en el accionariado de ATI y potenciará el comercio entre África y España

284 Accesos

CESCE estrena web

263 Accesos

CESCE reforzó su actividad como Agencia de Crédito a la Exportación en 2020

220 Accesos

Grupo CESCE da el salto a la nube híbrida con IBM

213 Accesos

CESCE celebra Junta General Extraordinaria de Accionistas

174 Accesos

Te podría interesar