28 oct 2022

15 consejos y ejemplos para vender tu nuevo producto o servicio

Conoce los consejos que necesitas saber para vender: 1. Da a conocer tu producto. 2. No te desanimes. 3.No seas arrogante. 4. Acierta con los clientes...

¿Cómo vender un producto?

Tener el mejor producto o servicio del mundo no basta, también hay que saber venderlo. Hemos reunido los consejos de diversos expertos sobre cómo hacerlo. Sigue estas sencillas técnicas para saber cómo promocionar y comercializar un producto.

  1. Da a conocer tu producto
  2. Acepta los fracasos y no te desanimes
  3. No seas arrogante
  4. Acierta con los clientes
  5. Conoce e investiga el sector
  6. Diferencia tu producto y/o ofrécelo con algo novedoso
  7. Utiliza la red de ventas
  8. No hagas spam
  9. Sé honesto
  10. Mejora el producto

Darlo a conocer

Lo primero que hay que hacer es promocionar eficazmente el nuevo producto o servicio, ya que sólo no se venderá. Para ello, es necesario ser convincente, utilizar argumentos elaborados y mostrarse transparente en todo momento.

Aceptar los fracasos y no desanimarse

Antes de triunfar suelen venir algunos fracasos. Por eso, a pesar de las dificultades es importante no desanimarse y continuar intentando abrirse hueco en el mercado. Si es necesario, habrá que tocar algunas puertas para buscar ayuda y colaboración, y mantenerse fuerte para no sucumbir.

No ser arrogante

No hay que perder nunca la confianza en sí mismo y en el producto o servicio que intentamos vender. Pero tampoco hay que mostrarse arrogante con los clientes, algo que los alejaría irremediablemente.

Acertar con los clientes

Nuestra oferta se debe dirigir a las personas a las que realmente les pueda interesar. Los estudios de mercado y la segmentación de audiencias pueden ser de gran ayuda.

Conocer el sector

Hay personas que se lanzan a vender productos de un sector que no conocen, lo que suele llevar al fracaso más absoluto. Para evitarlo, se deberá estudiar previamente la industria en la que nos queramos introducir y apoyar las operaciones potencialmente arriesgadas con herramientas que aporten garantías, como los seguros de crédito y caución. Esto dará mayor seguridad y ayudará a las ventas.

Diferenciar nuestro producto

Vender o lanzar un nuevo producto al mercado es complicado, debido a la gran cantidad de competidores y la variedad de ofertas existentes. Por eso, nuestro producto deberá contar con alguna característica que le haga realmente diferente a los demás de la competencia.

La red de ventas

Si ya se cuenta con un canal de distribución establecido, se puede aprovechar para ofrecer el nuevo producto a los clientes o negocios intermediarios que forman parte de dicho canal. También se pueden buscar vendedores que cuenten con una cartera de clientes de productos similares o complementarios a los que queremos comercializar. Otra fórmula es contratar vendedores que salgan a ofrecer nuestros productos a los consumidores o a otros negocios intermediarios. Y, por supuesto, hay que colocar nuestra oferta en internet, tanto en nuestra página como en otras donde se pueda promocionar.

No hacer spam

Cualquier ayuda es poca. Habrá que estudiar la mejor fórmula para utilizar las nuevas herramientas tecnológicas y las redes sociales para promocionar los productos, aunque también habrá que tener cuidado para no atosigar demasiado. La pesadez o la sobreabundancia de información no son buenas.

Ser honestos

No hay que mentir ni ocultar información al cliente. No se trata de engañar sino de incidir en las ventajas de un producto o servicio y destacar aquello que lo hace diferente. Con esto será suficiente para llamar la atención del público.

Mejorar el producto

Si después de todos los intentos no logramos arrancar las ventas, será el momento de la reflexión. Debemos estudiar de nuevo sus características y la actitud del público ante ellas. Y, a continuación, simplemente mejorarlo.

Usa el marketing a tu favor para ofrecer tus productos

No hace falta ser una gran marca con un gran presupuesto para aplicar los consejos y conclusiones de estos ejemplos de marketing de productos que te explicaremos a continuación. 

Es momento de darle una vista diferente a la forma en que queremos que nuestros clientes vean lo que les ofrecemos, y para ello es importante cambiar la forma que tenemos de verlos nosotros mismos. Usar estos 5 pasos para vender tu producto te ayudará a que tus clientes te valoren como un producto exclusivo en el mercado.

  1. Vende más que el producto
  2. Mejora la descripción de tu producto.
  3. Llama la atención con los beneficios.
  4. Cuenta una historia.
  5. Evade descripciones genéricas.

Vende más que el producto

No se puede hablar de marketing de producto sin mencionar a Apple. En concreto, en su campaña de marketing Mac vs PC, es el PC el que siempre está luchando por seguirle el ritmo al Mac, a su diseño y a su innovación.

Con un momento de inspiración puedes darle a tu producto o servicio un valor añadido que marcará la diferencia ante los competidores para ser más atractivo a los ojos de tus clientes. 

La idea es que no te limites a vender los aspectos técnicos de tu producto, sino que debes centrarte en comunicar lo que realmente está necesitando solucionar tu cliente. 

Muchos vendedores de productos caen en la trampa de "vender el producto, y no vender la experiencia". Es fácil caer en el odio a una marca, si lo único que hace esa marca es mostrarnos su producto y pedir a gritos que gastemos nuestro dinero con ellos. 

Lo que en verdad nos hace llegar a la compra es ver una solución a un problema, ya que necesitamos sentirnos identificados, o bajo los efectos de la emoción de que un producto  pueda solucionar nuestros problemas o necesidades.

Mejora la descripción de tu producto

Recordando un poco nuestro anterior consejo, en muchos casos se comete el error de describir nuestro producto sólo de forma técnica, lo que puede causar muchos problemas a la hora de captar la atención de nuevos clientes, pues las características del producto por sí solas no lograrán solucionar las necesidades de los clientes, captar su atención o transmitirles ningún tipo de emoción.

Llama la atención con las ventajas y beneficios, no con las especificaciones del producto.

El problema es que a nuestros compradores potenciales no les interesan tanto las características y especificaciones del producto. Quieren saber qué les aporta y cómo solucionará sus problemas.

Un ejemplo de cómo vender tu producto y de cómo llamar la atención de tus clientes potenciales sería el siguiente: 

Suponiendo que tu producto es un jabón para el cuerpo, lo fácil e intuitivo sería decir que te va a limpiar la suciedad, que está hecho de algún material amigable con el medio ambiente y que te aportará un aroma fresco. 

Es aquí donde entra en juego nuestro ingenio y fuera de lo expuesto arriba, se podría añadir algo como, que gracias a este jabón conseguirás relajarte y descansar después de un día muy agotador. 

Ir más allá del producto: Cuenta una historia

Teniendo en cuenta que no debemos limitarnos en especificar las características de nuestro producto y que además debemos de comunicar qué problemas lograremos solucionar, podríamos sumarle una historia donde superemos la barrera de la venta y alejemos al cliente de la sensación de que queremos que gaste su dinero en lo que le estamos ofreciendo. 

Evadir textos genéricos

Es fácil caer en la tentación de describir tus productos tal y como son, pero es probable que en algún momento nos quedemos atascados pensando en qué podemos escribir o cómo podemos describir nuestro producto.

Lo más importante es evadir las descripciones genéricas a toda costa. Un ejemplo de frase genérica para vender tu producto suele ser “Producto de excelente calidad”.

Esta es la típica situación en la que la diferenciación no existe y en la cual nos convertimos en un producto del montón. 

Como clientes y como vendedores sabemos que la competencia está ahí, vendiendo el mismo producto y que probablemente que su calidad sea la mejor es lo minimo que estamos esperando. Aquí es donde está la clave para dejar de lado lo que el cliente ya espera de nosotros y demostrarle que podemos darle mucho más que eso.

Compártelo:

Te podría interesar

Formulario Asesores de Pymes

Contacta con nosotros

Envíanos tus datos mediante este formulario y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible.
Estaremos encantados de ayudarte.

Llámanos 900 115 000 Horario de Atención al Cliente de 8:30 a 19:00 de lunes a jueves y de 8:30 a 16:00 los viernes Escríbenos en Twitter @cesce_es Servicio de consulta en Twitter

Solicita información

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo
Cesce tratará tus datos con la finalidad de remitirte información comercial, por cualquier medio, incluido el electrónico. Puedes ejercer tus derechos en materia de protección de datos (acceso, rectificación o supresión, entre otros) tal y como se indica en la Política de Privacidad de Cesce, la cual puedes consultar para obtener información adicional sobre el tratamiento de tus datos.