27 ene 2014

Así son los emprendedores de éxito

Cuando pensamos en emprendedores, a la mayoría le viene a la mente nombres como Amancio Ortega, Steve Jobs o Bill Gates. Todos quisiéramos ser como esos empresarios y crear algo enorme. Sus historias de éxito inspiran a la mayoría, pero también asustan, ya que es casi imposible que alguien tenga los genes, el genio creativo o la voluntad de hierro que llevaron a estos iconos a formar parte de la historia empresarial. Pero eso no quiere decir que los grandes emprendedores sean una extraña raza en vías de extinción, o que sean genios con coeficientes intelectuales desorbitados. Nada de eso. Estos señores son gente como cualquier emprendedor que comparten un conjunto de características, que van desde la tenacidad a la capacidad para tolerar el riesgo, y que son cruciales para fundar una empresa de éxito. Estas características son las que se han querido destacar en un reciente trabajo de investigación publicado bajo el título de The Big Five Personality Dimensions and Entrepreneurial Status  realizado por la Universidad de Chicago, y que es una actualización de otro que el centro ya hizo hace años. En este informe se destaca, entre otras cosas, que los empresarios o emprendedores tienen diferentes rasgos de personalidad de los que poseen los directivos de las empresas, como la curiosidad, la conciencia, disciplina, motivación y mejor tolerancia al estrés. Aunque lo más interesante del trabajo son la definición de las características que todos los emprendedores exitosos traen de serie, y que son las que cualquiera que quiera iniciar una aventura empresarial debería poseer. Tenacidad. Poner en marcha un negocio es más duro que correr varios maratones seguidos. Estamos hablando de meses de duro trabajo, repletos de obstáculos, que hunden la moral de cualquiera menos la del emprendedor de éxito. Esta persona jamás se vendrá abajo. Ni dudará ante las incertidumbres. Y si fracasa, pues se volverá a levantar y en un breve periodo de tiempo pondrá en marcha otra idea con la que tratará de triunfar. Esa es la clave que explica por qué la tenacidad es un rasgo que define a los grandes emprendedores. Pasión. ¿De verdad alguien puede pensar que el dinero es lo que mueve a Amancio Ortega, el tercer hombre más rico del mundo, a sus 77 años a madrugar cada día y acudir a trabajar a la central de Inditex en Arteixo (A  Coruña) ¿Y de verdad puede creer que un Steve Jobs enfermo se dejaba lo poco que le quedaba de vida creando el iPad o el iPhone en Apple por añadir más ceros a su cuenta corriente? La respuesta es sencilla: No. Aunque se asume que los empresarios lo que quieren es ganar dinero, la realidad es que lo que les mueve es la pasión por su trabajo, por su empresa, por su creación... Por eso estamos ante la segunda clave que define al emprendedor capaz de triunfar. Saber gestionar el miedo. Si alguien cree que alguna vez en su vida los empresarios de mayor éxito no han tenido miedo a la humillación, a endeudarse, a quedarse sin dinero o a quebrar, se equivoca. Todos ellos, sobre todo en los comienzos, han sufrido los temores por los que pasa cualquier emprendedor. Pero lo que les diferencia del resto de los mortales es que ellos son capaces de gestionar con éxito el miedo y sentir que su esfuerzo puede hacerles vencer. Visión de futuro. Uno de los rasgos definitorios de toda empresa es la capacidad para detectar una oportunidad e idear algún producto o servicio que no existe. Esa característica la tienen los emprendedores, que son capaces de imaginar un mundo futuro y comunicar ese sueño a clientes, inversores y trabajadores de la compañía. Eso es lo que hizo por ejemplo Steve Jobs, que creó un mercado (el de los smartphones por ejemplo) que no existía. Lo mismo hizo Amancio Ortega, con la distribución semanal de moda. Por tanto, estamos ante otra virtud fundamental, que debe tener cualquier emprendedor. Confianza en uno mismo. A muchos empresarios de éxito los tomaron por locos en un principio. Pero eso no fue óbice para que abandonaran su sueño. Al final, el tiempo les dio la razón y su locura se convirtió en una lluvia de beneficios para sus negocios. Esa capacidad de confiar en uno mismo es lo que ha llevado a tantos a saltarse las reglas establecidas y a desafiar la sabiduría tradicional. Así que no lo dude, si usted tiene una idea brillante láncese a ella aunque le digan lo contrario. Flexibilidad. Se trata de la última característica fundamental que define a los empresarios de mayor éxito. Quizá lo que usted vende pueda ser una idea genial. Pero eso no quiere decir que tenga que ser inflexible ante el desdén del cliente y pensar que tarde o temprano acabarán entendiendo su producto. Si quiere sobrevivir debe ser flexible y adaptarse a las necesidades del consumidor.

Compártelo:

Te podría interesar

Formulario Asesores de Pymes

Contacta con nosotros

Envíanos tus datos mediante este formulario y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible.
Estaremos encantados de ayudarte.

Llámanos 900 115 000 Horario de Atención al Cliente de 8:30 a 19:00 de lunes a jueves y de 8:30 a 16:00 los viernes Escríbenos en Twitter @cesce_es Servicio de consulta en Twitter

Solicita información

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo
Deseo que CESCE me remita información sobre sus productos, servicios, promociones y noticias, por cualquier medio, incluido el electrónico.
Comprendo que CESCE va a tratar mis datos con la finalidad de gestionar mi solicitud y prestarme el servicio solicitado. Así mismo, solo si lo autorizo, CESCE tratará mis datos para mantenerme informado sobre sus productos y servicios por cualquier medio, incluido el electrónico. Entiendo que para más información sobre el tratamiento de mis datos y sobre cómo ejercer mis derechos de Protección de Datos puedo consultar la Política de Privacidad de CESCE.