05 dic 2015

¿Por qué no crear un Black Friday propio?

El recientemente celebrado Black Friday fue todo un éxito para muchos comercios y negocios, que duplicaron y triplicaron ventas en España y en todo el mundo. Pero, ¿por qué esperar al próximo año para volver a dar otra alegría a los ingresos?  Sin duda, el día elegido para el Black Friday el siguiente al Día de Acción de Gracias, que se celebra el último jueves de cada noviembre-, será ya una fecha emblemática en la que casi todos los establecimientos harán descuentos, pero no tiene porqué ser la única.  Cada comercio puede crear su propio Black Friday, dedicando un día determinado a realizar ofertas y promociones bajo el nombre que considere más adecuado y atractivo para el público. Solo hace falta tener en cuenta algunos detalles:

¿Qué día elegir? Existen muchos días del año que pueden ser indicados para que un comercio cree su propia jornada particular de descuento. Por ejemplo, puede elegir una fecha destacada o significativa que tenga relación con el sector al que se dedica o con los productos que vende, una conmemoración festiva o cultural determinada, el día del patrón del pueblo o la ciudad en el que se encuentra o, simplemente, un día al azar.

 ¿Cómo anunciarlo? Buena parte de las compras que realiza cualquier consumidor tiene un componente emocional importante. Si el cliente conoce y asume con suficiente antelación que un determinado comercio va a celebrar un día de rebajas propio será más proclive a acercarse a comprar al mismo durante esa jornada. Pero para que esto ocurra, el establecimiento deberá utilizar todos los medios a su alcance. Por ejemplo, si habitualmente contrata publicidad en radio, durante las semanas previas ha de enfocar el mensaje del anuncio hacia su particular día de promoción; si reparte flyers en la calle, éstos deberán informar de la promoción; y lo mismo si inserta publicidad en la revista del barrio. Ni que decir tiene el uso profesionalizado de las redes sociales.

¿Cómo llamar la atención? Una vez que ha llegado el día elegido para la promoción y que vemos entrar por la puerta más gente de lo habitual, es el momento de llamar la atención al máximo para que nadie se vaya de vacío. La gran pregunta que se plantea es cómo anunciar en el escaparate y en las etiquetas los descuentos que se están realizando: ¿en forma de dinero contante y sonante o en porcentaje, es decir en tanto por ciento? Algunos expertos apuntan que, como norma habitual, es mejor destacar un tanto por ciento en caso de que la cifra absoluta (en dinero) que realmente se está reduciendo no sea muy grande.

Aproveche para vender productos complementarios. Como decíamos antes, muchas compras tienen un fuerte componente emocional, por lo que el cliente que adquiere un producto será más proclive a comprar también otros artículos complementarios que encuentre en el mismo lugar. Por lo tanto, el día de promoción será el mejor momento para vaciar de stock el almacén y colocar el mayor número de complementos posible junto a las mejores ofertas.

No haga trampas. El día de promoción propia puede convertirse en una fecha muy rentable para cualquier comercio. Eso sí, tenga siempre en cuenta que no debe hacer trampas. Es decir, no suba los precios durante las semanas previas para bajarlos después. El cliente terminaría descubriendo su engaño y no solo dejaría de entrar en su tienda el día señalado, sino que probablemente tampoco lo haría ya en ningún otro momento.

Compártelo:

Te podría interesar

Formulario Asesores de Pymes

Contacta con nosotros

Envíanos tus datos mediante este formulario y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible.
Estaremos encantados de ayudarte.

Llámanos 900 115 000 Horario de Atención al Cliente de 8:30 a 19:00 de lunes a jueves y de 8:30 a 16:00 los viernes Escríbenos en Twitter @cesce_es Servicio de consulta en Twitter

Solicita información

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo
Deseo que CESCE me remita información sobre sus productos, servicios, promociones y noticias, por cualquier medio, incluido el electrónico.
Comprendo que CESCE va a tratar mis datos con la finalidad de gestionar mi solicitud y prestarme el servicio solicitado. Así mismo, solo si lo autorizo, CESCE tratará mis datos para mantenerme informado sobre sus productos y servicios por cualquier medio, incluido el electrónico. Entiendo que para más información sobre el tratamiento de mis datos y sobre cómo ejercer mis derechos de Protección de Datos puedo consultar la Política de Privacidad de CESCE.