27 dic 2023

Qué es el confirming

Descubre el servicio financiero conocido como confirming, los diferentes tipos de confirming, su utilidad para las empresas y los casos en el que se utiliza

Carlos Sánchez - Colaborador de Asesores de Pymes externo a Cesce

El confirming posibilita a una empresa atender sus compromisos de pago a corto plazo evitando cualquier riesgo de insolvencia. De este modo, se reducen los riesgos propios de la gestión de la tesorería, asegurando el pago en tiempo y en forma a los proveedores a los que se debe dinero.

Dentro de los posibles métodos de financiación con los que cuentan las empresas para mejorar su gestión de la liquidez y las obligaciones a corto plazo, uno de los más utilizados es el confirming. A través de él, es posible aplazar el pago de las facturas pendientes, contando con la ayuda del banco para adelantar su abono.

Cómo funciona el confirming

El confirming aporta ventajas tanto para quien se acoge a él como para el cobrador de las facturas pendientes. Para el primero supone dilatar en el tiempo el pago de manera que el capital circulante de la empresa se ve beneficiado; para el segundo significa recibir su dinero, de manera que pueda disponer de él en tiempo y forma, es decir, antes de su fecha de vencimiento.

Esto se produce gracias a que el banco adelanta el importe de la factura. Para poder hacerlo, previamente el deudor debe remitir a la entidad las órdenes de pago que tiene pendientes, lógicamente, antes de que venzan. A partir de aquí, el banco le planteará diferentes posibilidades, como anticipar el cobro asumiendo un coste por el anticipo o cobrar la deuda según el plazo de vencimiento establecido.

una empresa debe a un proveedor 10.000 euros y le quedan 30 días naturales para que expire la fecha de pago. El gestor de esta compañía se pone en contacto con el banco y emite una orden de pago. Desde el banco, localizan al proveedor y le plantean la posibilidad de cobrar el dinero pendiente con el descuento de una comisión del 2% (en este supuesto, 200 euros) o esperar los 30 días que faltan y recibir la totalidad del dinero.

Ejemplo de confirming

Un ejemplo de confirming puede ser el siguiente:

Una empresa debe a un proveedor 10.000 euros y le quedan 30 días naturales para que expire la fecha de pago. El gestor de esta compañía se pone en contacto con el banco y emite una orden de pago. Desde el banco, localizan al proveedor y le plantean la posibilidad de cobrar el dinero pendiente con el descuento de una comisión del 2% (en este supuesto, 200 euros) o esperar los 30 días que faltan y recibir la totalidad del dinero.

Ventajas del confirming

El confirming sirve para incrementar la solvencia económica de una entidad, de manera que les resulte más sencillo poder atender sus compromisos de pago a corto plazo.

Yendo más al detalle, existen ventajas específicas que cabe destacar tanto para el proveedor como para el empresario.

Ventajas para el empresario

Desde la óptica del empresario, el confirming significa:

  • Obtener con rapidez un anticipo económico para evitar cualquier riesgo de insolvencia.
  • Ahorrar en gastos de administración de pagos. 
  • Aumenta la liquidez y evita tensiones de tesorería.

Ventajas para el proveedor

Para el proveedor, el confirming le permite:

  • Cobrar sus facturas al contado, sin ningún riesgo de impago.
  • Lograr la concesión de una línea de crédito sin consumir crédito propio.
  • Evitar potenciales incidencias con los pagos y mejorar la relación con los empresarios.

Tipos de confirming

El confirming puede clasificarse según la clase de financiación o de acuerdo a quién asume el riesgo de impago. Si hablamos del tipo de financiación, existe el confirming simple, en el que el abono de las facturas se produce al vencimiento; o el confirming de inversión, en donde el pago se produce antes del vencimiento, instrumentalizándose por medio de un descuento financiero. También existe el confirming de financiación, en el que el bono se realiza pasado el vencimiento de la factura pero devenga los intereses de demora que se deben regularizar.

Si se clasifica el confirming según quién asume el riesgo de impago, es posible hablar del confirming sin recurso, en donde el suministrador no asume ningún riesgo en caso de impago por parte del cliente; o de confirming con recurso, en el que el proveedor se compromete a asumir el pago si se produce un impago por parte de la empresa.

Compártelo:

Publicidad

Twitter

cesce_es

Contenido más visitado

Más populares

15 consejos y ejemplos para vender tu nuevo producto o servicio

63622 Accesos

Los seis elementos clave para elaborar un buen presupuesto

55443 Accesos

Conoce los países más endeudados del mundo

47913 Accesos

Breve historia de la inteligencia artificial: el camino hacia la empresa

41766 Accesos

Qué es y para qué sirve el modelo Canvas

16745 Accesos

Te podría interesar

Formulario Asesores de Pymes

Contacta con nosotros

Envíanos tus datos mediante este formulario y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible.
Estaremos encantados de ayudarte.

Llámanos 900 115 000 Horario de Atención al Cliente de 8:30 a 19:00 de lunes a jueves y de 8:30 a 16:00 los viernes
Escríbenos en X @cesce_es
Servicio de consulta en X

Solicita información

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo
Cesce tratará tus datos con la finalidad de remitirte información comercial, por cualquier medio, incluido el electrónico. Puedes ejercer tus derechos en materia de protección de datos (acceso, rectificación o supresión, entre otros) tal y como se indica en la Política de Privacidad de Cesce, la cual puedes consultar para obtener información adicional sobre el tratamiento de tus datos.