14 feb 2024

Cómo contabilizar una póliza de crédito

Descubre qué pasos hay que seguir para contabilizar una póliza de crédito.. Sigue los pasos a través de un ejemplo detallado. ¡Entra ya!

Carlos Sánchez - Colaborador de Asesores de Pymes externo a Cesce

Las pólizas de crédito son una herramienta muy valiosa para que pymes y autónomos puedan ajustar en todo momento sus necesidades de financiación. Para su contabilización contable es preciso tener en cuenta distintas variables para calibrar el impacto real a cada momento.

Una póliza de crédito es un tipo de contrato mediante el que una entidad financiera, por regla general un banco, se obliga a tener a disposición de una persona física o empresa una cierta suma de dinero dentro del límite pactado y por un tiempo fijo o indeterminado. 

En el contrato de la póliza de crédito figuran las condiciones, intereses y plazos de pago. Habitualmente, una póliza de crédito está dirigida a pymes y a profesionales autónomos, de modo que les sea posible ir ajustando las necesidades de la empresa a las necesidades de financiación sin arriesgarse a quedarse corta ni sobrepasarlas. La empresa puede disponer en cada momento de la cantidad que necesite, siempre dentro del límite pactado.

Diferencias entre una póliza de crédito a corto y a largo plazo

La diferencia más notoria entre una póliza de crédito a corto plazo y otra a largo plazo estriba en el vencimiento de la operación. 

 

  • Póliza a corto plazo: La duración de la póliza es hasta un año, aunque se puede ir renovando. En cada renovación, se deben ir abonando los contestes de apertura y de estudio. 
  • Póliza a largo plazo: En una póliza a largo plazo el periodo de vigencia es superior al año. Además, esta se realiza en un único pago ante notario, así como las comisiones de apertura y de estudio.

 

En cualquier caso, hay que tener presente que una póliza de crédito a largo plazo se convierte una póliza a corto plazo el último año, debiendo realizarse su reclasificación contable.

Ejemplos para contabilizar una póliza de crédito

Dependiendo de la póliza de crédito, existen diferencias a la hora de contabilizarlas. A continuación te detallamos y te ponemos un ejemplo de cómo contabilizarlas según su tipología.

Contabilización de póliza de crédito a corto plazo

Las pólizas de crédito a corto plazo se reflejan en el Plan General de Contabilidad en el grupo 5 dentro del subgrupo de 3  con los dígitos ‘520. Deudas a corto plazo con entidades de crédito’.

Además, las pólizas de crédito a corto plazo disponen de un subgrupo de 4 dígitos para este tipo de financiación, el 5201. Deudas a corto plazo por crédito dispuesto.

Contabilización de póliza de crédito a largo plazo

En cuanto a las pólizas de crédito a largo plazo, se engloban en el grupo 1 del Plan General Contable, en el subgrupo de 3 dígitos ‘170. Deudas a largo plazo con entidades de crédito’. Para ellas, el Plan General de Contabilidad no presenta un desglose a 4 dígitos, pero de cara a contabilizarlas es posible seguir la misma estructura que en las pólizas a corto plazo, registrándolas contablemente en la cuenta ‘1701. Deudas a largo plazo por crédito dispuesto’.

Los movimientos contables de una póliza de crédito a largo plazo por la disposición de cantidades deben incluirse en el epígrafe (57) Cuenta de destino de los fondos a (1701) Deudas largo plazo por crédito dispuesto. Si se reintegran fondos el asiento a realizar es el opuesto.

Si el movimiento contable es por el gasto financiero devengado hay que recurrir del (6623) Intereses de deuda con intereses de crédito a (1701) Deudas a largo plazo por crédito dispuesto.

Si es por el importe de las comisiones, son claves del (626) Servicios bancarios y similares a (1701) Deudas a largo plazo por crédito dispuesto.

Como se ha citado anteriormente en cualquier póliza de crédito a largo plazo, el último año la deuda debe reclasificarse a corto plazo, teniendo que realizarse el siguiente asiento contable y los intereses y comisiones se contabilizarán contra la cuenta 5201: (1701) Deudas a largo plazo por crédito dispuesto a (5201) Deudas a corto plazo por crédito dispuesto.

Mecanismo de liquidación de una póliza de crédito

El mecanismo de liquidación de una póliza de crédito es un proceso complicado que se realiza a partir de los saldos que arroja la cuenta a medida que se registran los movimientos que se van generando en la póliza ordenados por fecha valor. 

Para este cálculo se tienen en cuenta elementos como el saldo de la cuenta cada vez que se realiza un nuevo movimiento; los días que cada saldo está vigente, el cálculo de intereses o la suma de número deudores, excedidos y acreedores.

Compártelo:

Publicidad

Twitter

cesce_es

Contenido más visitado

Más populares

15 consejos y ejemplos para vender tu nuevo producto o servicio

63531 Accesos

Los seis elementos clave para elaborar un buen presupuesto

55369 Accesos

Conoce los países más endeudados del mundo

47842 Accesos

Breve historia de la inteligencia artificial: el camino hacia la empresa

41702 Accesos

Qué es y para qué sirve el modelo Canvas

16734 Accesos

Te podría interesar

Formulario Asesores de Pymes

Contacta con nosotros

Envíanos tus datos mediante este formulario y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible.
Estaremos encantados de ayudarte.

Llámanos 900 115 000 Horario de Atención al Cliente de 8:30 a 19:00 de lunes a jueves y de 8:30 a 16:00 los viernes
Escríbenos en X @cesce_es
Servicio de consulta en X

Solicita información

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo
Cesce tratará tus datos con la finalidad de remitirte información comercial, por cualquier medio, incluido el electrónico. Puedes ejercer tus derechos en materia de protección de datos (acceso, rectificación o supresión, entre otros) tal y como se indica en la Política de Privacidad de Cesce, la cual puedes consultar para obtener información adicional sobre el tratamiento de tus datos.